jueves, 2 de febrero de 2012

Códigos QR, la revolución silenciosa



Hace años que se viene hablando de la tecnología RFID , que es lo que viene y que está a punto de explotar. En ciertos medios incluso se llega a hablar de esta tecnología como la que hará desaparecer el código de barras. Pues bien, la realidad es que la RFID no se acaba de generalizar en el mercado, permanece como una tecnología muy útil pero para proyectos concreto,  aunque lo que si que se viene observando es una progresiva generalización de los códigos 2D, en especial los códigos QR.

Un código QR permite alojar una buena cantidad de información en un espacio comparativamente pequeño; los lectores de códigos 2D pueden ser así mismo empleados para leer códigos de barras y lo que en la práctica resulta muy importante, un código QR parcialmente dañado puede seguir siendo legible mientras que un código de barras con el mismo nivel de daños puede no serlo.

Así, mediante un código QR, es posible codificar ciertos productos con etiquetas muy reducidas o incluir información que no puede ser alojada en un código de barras convencional.

Por todo ello, los códigos 2D en general y el QR en particular,  se empiezan a generalizar en aplicaciones clásicas tales como identificación de componentes electrónicos, piezas de automoción o tickets (entradas a museos, identificaciones congresuales, billetes de avión etc.) o en el sector alimentario. Además, permiten aplicaciones ligadas al marketing, como son acciones promocionales, gracias a la generalización de smartphones en los que es posible visualizar la información contenida en los códigos QR.

 Por todas estas y otras razones, los códigos 2D están aquí y cada vez serán mas visibles. Para más información, no duden en contactar con Tecnipesa o con quien escribe este post:




No hay comentarios:

Publicar un comentario